etiquetas

lunes, 25 de julio de 2011

sin tiempo

sin tiempo de nada.... así ha transcurrido el primer mes de su vida, dedicada a él en exclusiva,.... teta, pañal, brazos, más teta....
me ha salido un bichillo demandante en exceso, que no duerme nada durante el día (menos mal que duerme por la noche) y que no aguanta en el carro ni medio minuto,.... así que me las veo y me las deseo para hacer cualquier cosa que no sea él.... necesito que alguien le coja si quiero ducharme, o comer, sin oírle berrear, no puedo oírle llorar tan pequeñito, me da una pena,....
menos mal que poco a poco va dándome algo de tregua, aunque sea poca!!

martes, 5 de julio de 2011

en el hospital

La verdad que tuve suerte, pues en el post-parto me encontraba como si no fuese yo la que hubiese dado a luz. Así que por un lado agradecí las visitas, que me hicieron compañía.
Pero claro, mi nene no cogía el pecho, y a mí me faltaban momentos de intimidad para sacar tranquilamente la teta y armarme de paciencia.
Al final esperaba a quedarme sola en algún momento. Y entre eso y que me ha salido un niño nada llorón, el pobre comía nada y menos. Adelgazó bastante en el hospital, menos mal que al llegar a casa hemos estado más tranquilos y ha podido comer cuando ha pedido.
Y es que veces la gente no sabe que necesitas quedarte a solas con tu bebé para ciertos momentos.

lunes, 4 de julio de 2011

ya está aquí

Al final no fue tan difícil como pensaba, y al poco tiempo se hizo de rogar la regla.... dejé pasar un par de semanas, y con muchos nervios nos compramos un test de embarazo.... ¡¡en dos segundos las rayas estaban clarísimas!! ¡¡positivo!!
empezaron las visitas al médico, análisis, ecografías, vómitos....
El embarazo fue bastante bueno, quitando los vómitos, que me duraron hasta el día del parto. Por lo demás, engordé bastante poco, me sentía bien, hice vida bastante normal, incluyendo viajes... Había que acostumbrar a viajar al nuevo miembro de la familia!!
En diciembre me dijeron que sería niño, pero el pobre no tuvo nombre hasta despues de nacer... Estaba todo el mundo nervioso sin saber como llamarle, pero todo se solucionó.
Y después de un parto sin dolor (ni yo misma me lo creo todavía) por fin llegó mi niño pequeñito al mundo, tan pequeño, tan frágil, tan bonito, .... no puedo dejar de mirarte.